DSC05704.jpg

Sobre
nosotros

Capet Restaurant

«Entrar en Capet es viajar a una dimensión que todos conocemos y a la vez, ninguno visita tanto como debería. Una en la que sabores, olores y pasión fructifican en la experiencia de paladear el paso del tiempo y la estancia en el lugar como si de manera natural alguien lo hubiera establecido así. Como si tuviera que ser así. Sin artilugios redundantes ni artificios decorativos. Honestidad y sabor a partes iguales. Atrevimiento y pasión, a cual más intenso».

Este texto es de un amigo nuestro. El texto que ha escrito para definirnos. Quizá redundante, quizá rimbombante, lo que intenta explicarnos es parte (o todo) de nuestro trabajo diario. 

DSC05621.jpg
DSC04584 copia.jpg

Un trabajo que se basa en hacer ver a los comensales y amigos que a partir de los alimentos que ya conocemos, esos que de tan próximos casi se nos olvidan, y una técnica cuidada donde nada ha de pesar más que lo necesario, Capet intenta ser un ejemplo de honestidad tanto en su propuesta como en su resultado. Cocina de mercado entendida como lo que realmente habría de ser. La comida que siempre hemos tenido ahí y que, por alguna extraña razón, hemos dejado de admirarla como deberíamos. La comida que nos gusta. ¡Larga vida!

Armando Alvarez

Todo empezó en 1999 cuando decidí empezar en el negocio familiar ayudando a mis padres en la posada que tenían llamada Leche y Miel en Puerto la Cruz . Siempre me llamo la atención cocinar. Gracias a mis padres di el primer paso, aprendiendo en mis inicios de mi madre, sin muchas técnicas culinarias pero tenia lo que se tiene que tener en una cocina que es sazón.

En diciembre del 2007, quise dar un cambio en mi vida y decidí venir a Barcelona. Empecé los primeros 4 años trabajando en un restaurante llamado Coure, luego me salió otra oportunidad para trabajar en otro restaurante llamado La Panxa del Bisbe, y acepté. Empecé como cocinero y al cabo de los 4 meses estaba de encargado de cocina. Tras la última experiencia vinieron nuevos retos en el restaurante Carlitos, cambiando la propuesta gastronómica que tenían durante un año y medio hasta que tuve la oportunidad de abrir mi primer Restaurante en junio del 2014 en el barrio de Gracia (calle Benet Mercade, 21). Al cabo de 4 años abrí mi segundo restaurante, en abril del 2018 que es donde nos encontramos hoy en Capet Gótico (Calle Cometa, 5).

Actualmente estoy con algunos nuevos proyectos que os contaremos más adelante. 

DSC09252.JPG